29 nov. 2008

Algún virus ha atacado mi garganta, mi estómago, mis rodillas, mi cabeza...
Una vez leí que los mejores momentos para escribir son: al despertarte por las mañanas y cuando se tiene fiebre. No es verdad. Sólo he podido sentarme a escribir cuatro líneas en este ratito que se ha bajado.
Tener fiebre significa que pierdes las riendas. A la fiebre le da igual lo que desees, mientras está, ella gana.

10 comentarios:

  1. Tienes razón, glora, estoy como tú ahora mismo y no tengo ganas de nada, mierda de trancazo.

    ResponderEliminar
  2. Bueno, mis mejores momentos son de madrugada y cuando he bebido. Claro que lo que escribo en cada uno de esos momentos no se puede comparar.

    ResponderEliminar
  3. También dicen que los borrachos y los niños siempre dicen la verdad. Pero yo creo que ambos aprendieron a mentir...
    Que te mejores.
    Has probado la cebolla con miel??

    ResponderEliminar
  4. síiiii, es desagradable la sensación de la fiebre... Jó, ponte buena a poquito que puedas que te espero con fiebre y sin fiebre, eh??, pero mejor sin fiebre.

    ...me recordaste el "ataque de fiebritis" jajaja que le dio a mi chiquillería el viernes jajaja. Resulta que uno se puso malo con fiebre y llamé a su familia, claro, para que le viniera a buscar... Veinte minutos más tarde de haberse marchado el personal empezó a sentirse mal y a pedirme que les "tocara la fiebre en la frente" como había hecho con Juanma. Y lo hice jajaja, les toqué la frente uno a uno, una a una, y les vaticinaba: aún no tienes fiebre pero en media hora sí, justo cuando vayas a llegar a casa.

    jajaja claro, al tercer vaticinio igual, comprendieron que jugaba con ellos/as y empezaron a reírse. Y luego me tocó a mí: uno a uno, una a una me fueron tocando la frente y "anunciando" cuándo tendría fiebre: que si al llegar a mi casa, que si cuando llegue Papá Noel, que si cuando cumpla mil años... jajaja

    Perdona este "soliloquio" pero es que estoy tan contenta con mis niños/as!!!

    (y que a mí, cuando tenía fiebre, mi madre me contaba historias para distraérmela... Besos, cariño. Te veo pronto!)

    ResponderEliminar
  5. Que te mejores prontito Glora...yo con apenas un poquito de fiebre no estoy para nada.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. tienes razón: no se tiene fiebre, la fiebre te tiene a ti!!!

    Que te recuperes prontito, Glora!! que tu hijo, tu hija y Mari te cuiden bien!!!

    besitos salinos y violetas

    ResponderEliminar
  7. pues yo estuve fatal ayer, y hoy tengo el olfato echao a perder... este fríoooooo! llevo un par de días fuera de tó, voy a ver si actualizo
    espero que ya estés repuesta! bss

    ResponderEliminar
  8. Parte médico:
    La fiebre se va y viene.
    Anda Glora más aburrida que una ostra, harta de dietas blandas y con la espalda rota de tanta posición horizontal.
    Besos volados...

    ResponderEliminar
  9. A veces, también pasa que sólo cuando estamos enfermas nos permitimos abandonarnos y descansar sin cargos de conciencia. Así que, disfruta de tu constipado y deja a la fiebre que gane esta partida, al final, quien saldrá ganado serás tú.
    Besinos invernales desde el norte.

    ResponderEliminar
  10. sana, sana Glora...

    con mis mejores deseos.

    ResponderEliminar