23 ene. 2008

Me rindo...

Estornudo, seco las lágrimas que me salen por un ojo, el otro sin inmutarse mira la pantalla del ordenador. Toso, una, dos, tres veces. Paro y otra vez, cojum,cojum,cojuM...
El sujetador, ¡joder, ¿qué hago yo con el sujetador puesto a estas horas?!. Llevo las manos hasta el centro de la espalda y lo desabrocho, meto la mano izquierda por dentro de la manga derecha del jersey y arrastro la tira del sostén hasta sacarlo, (misma operación pero al revés para sacar la otra tira). Rescato el 1oo copa E, lo pongo sobre la impresora.
Me rasco un dedo corazón, después el cuello...(cojum, cojum, cujUM... ) ya, ya recuerdo, esta tarde vi un mosquito en la cocina...
Me duele la garganta.
(¿Ese ruidillo? Ah, el cabrón mosquito!).
Me molesta la coleta, me suelto el pelo, me rasco la cabeza, y después las tetas, ¡joder, sí que están hinchadas!.
Me descalzo sin aflojar los cordones, me rasco detrás de una oreja. Me molesta el pantalón del chándal, me lo quito, me quedo en bragas, tengo frío, bostezo, miro a la esquina derecha de la pantalla, veintitrés treinta y tres. ¡Anda, qué tarde!
Me rasco la espalda, bostezo otra vez. No me aguanto. Cojo el sostén, es blanco, lo muevo en el aire... por hoy me rindo...
COJUM, COJUM, COJUM

5 comentarios:

  1. Jjajajjajaaaa, buenísimo, es un relato genial, casi me daban ganas de toser y todo; el sujetador no me lo quito porque no llevo, jajajjaaaa.

    ResponderEliminar
  2. Que te mejores Glora!... Unas dosis de eucalipto en infusión me hicieron a mi mucho bien. No sé si te servirá.

    ... Por algún motivo he imaginado el movimiento del sostén... en el aíre... en círculos, jajaja... con eje en el dedo índice, jajaja...

    El relato me parece, puro realismo biológico.

    ResponderEliminar
  3. jajajaja mi niñaaaaa!! jajajaja qué bueno, qué bueno!! jajajaja

    anda, anda, vete y descansa! jajajaja

    Muchos besos!!

    ResponderEliminar
  4. ¡Pobrecita mía! ¿Cómo andarás, para que te moleste hasta la coleta?
    Recupétate prontín, o ríndete tres o cuatro días, que nunca viene mal.
    Un beso muy grande desde las brumas norteñas.

    ResponderEliminar
  5. He llegado a tu blog por casualidad y no puedo irme sin decirte que me ha gustado mucho. La decoración. Los textos. Los colorines. Volveré.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar