3 oct. 2007

El mejor momento del día

07:55,
dejo a mi hijo en el instituto,
aparco cerca del mar,
bajo del coche,
me dirijo con paso rápido hacia la playa,
por el camino voy desatando los nudos del pareo,
llego,
lo pongo encima de las piedras,
suelto las llaves,
me adentro en el mar,
me mojo hasta la cintura,
paro, -si camino no puedo orinar-,
sigo entrando,
nado,
hago el cristo,
hago bicicleta,
saludo a otra mujer que allí está,
me lleno la boca de agua,
la escupo,
nado de espaldas,
miro al cielo,
pasa un binter,
pasan las gaviotas,
tengo frío,
salgo del agua,
respiro hondo,
doy las gracias,
recojo las llaves,
me seco la cara,
me pongo el pareo,
vuelvo a casa,
son las 08:20,
me como el mundo para desayunar...

3 comentarios:

  1. Me invitas a desayunar algún día?

    Un beso

    ResponderEliminar
  2. jajajaja yo también me lleno la boca de agua y luego la escupo! jajajajaja (y también meo) jajajajajaja

    Nos vemos prontito, prontito!! besos!

    ResponderEliminar
  3. ¡QUÉ MARAVILLA!
    ¡Poder despertarse en el mar!
    Besos, con mucha, pero sana envidia.

    ResponderEliminar